Los cánidos del yacimiento calcolítico del Camino del Molino (Caravaca)

Cartel 25-03-14El martes 25 de marzo de 2014 a las 20:00 h en el Espacio Pático, situado en la C/ San Lorenzo nº 5, Murcia, ha tenido lugar la charla organizada por la  Asociación Mupantquat  sobre los perros documentados en el enterramiento múltiple de Camino del Molino, Caravaca de la Cruz (Murcia), impartida por Francisco Gil Cano del Área de Anatomía y Embriología Veterinaria de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Murcia.

Camino del Molino es un enterramiento múltiple en cueva que contiene restos de más de 1300 individuos, en lo que parece ser la representación completa de una población calcolítica de la segunda mitad del III milenio a.C. depositada durante un período continuado de unos 350-400 años. Una pequeña parte de esa población se acompaña de un ajuar que incluye, entre otros, algunos elementos metálicos característicos del horizonte campaniforme. También se documenta el enterramiento de cánidos acompañando a diversos inhumados. El carácter excepcional del hallazgo y las circunstancias de la excavación necesitaron de un desarrollo metodológico novedoso para este tipo de actuaciones. La intervención arqueológica fue codirigida por Joaquín Lomba, Francisco Ramos y Mariano López.

El Dr. Francisco Gil en un momento de su conferencia.

El Dr. Francisco Gil en un momento de su conferencia.

En esta interesante charla el Dr. Francisco Gil ha explicado como la reconstrucción del esqueleto completo de unos de los cánidos de Camino del Molino, permite tener una idea muy precisa de cómo era el perro que habitó en la Región de Murcia hace 4000 años. Bautizado con el nombre de “Fíbula” corresponde a la especie Canis lupus familiaris. Era de talla media, bien proporcionado y se alimentaba principalmente de huesos. Según el estudio, “Fíbula” sufrió en vida una importante fractura de la tibia y peroné derechos, que debió producirle notables limitaciones en el desempeño de sus tareas como perro pastor o ayudante en la caza, sin embargo, se trataría probablemente de un animal muy apreciado y querido por los habitantes del poblado Calcolítico, pues a pesar de sus limitaciones locomotoras murió a una edad muy avanzada.

Se han  identificado además unos 2000 huesos o fragmentos de fauna. Un 90% corresponderían a cánidos, con un número mínimo de individuos de entre 28 y 44. Hay 3 morfotipos de perros, pequeños, medianos y de gran tamaño, estos últimos quizás podrían ser lobos.

Del 10% restante de fragmentos óseos identificados, se trata principalmente de ovicápridos, lo que se podría relacionar con la posible  actividad ganadera del poblado, aunque también hay otros animales como suidos, vacunos y équidos. También muy interesantes son los restos hallados de felinos, pues en esta época no hay constancia de gatos domésticos en la Península Ibérica.

Sobre la excavación arqueológica de este yacimiento se han escrito hasta la fecha dos publicaciones, una en la revista Trabajos de Prehistoria y otra en las XX Jornadas de Patrimonio Cultural de la Región de Murcia, que se pueden descargar en pdf de los siguientes enlaces:

http://tp.revistas.csic.es/index.php/tp/article/viewFile/177/177

http://www.arqueomurcia.com/archivos/publicaciones/jornadaspatri20/21%20excepcional%20sepulcro%20calcolitico.pdf

Webmail    
.